martes, 13 de diciembre de 2011

Zoo

Tengo un zoo en casa, el gato que he adoptado como nuevo compi de piso para el año que viene es el único invitado, el resto (un nido de cucarachas en la cocina, varios avisperos y un nido de pájaros en la terraza) no se han instalado con mi consentimiento.

Me ocupé personalmente de las cucarachas de la cocina, una tarea harto desagradable pero de la que me he convertido en experta pese a mi voluntad. Le pedí a la chica que se encarga de las labores de la casa que por favor quitase los avisperos y el nido de pájaros. Son estructuras en barro, instaladas en el techo, es cuestión de quitarlas a escobazos probablemente. Me dijo que era imposible, que no podía. Que tenía que llamar a otra persona para hacerlo. Mis ojos estaban como platos, según mi comprensión, le pago para esto. Por fin, descubrí que según la cultura ruandesa, si los pájaros anidan en tu casa, eso da buena suerte, si retiras un nido de pájaro, eso da mala suerte.

Con los mitos hemos topado. Lo llevo claro, mas vale que les haga una fiesta de bienvenida, porque han venido para quedarse.

lunes, 12 de diciembre de 2011

Escrutinio final

El viernes pasado, día 9, con tres días de retraso, se presentaron por fin los resultados del escrutinio del 100% de los votos en RDC dando la victoria a Papa Kabila.

La oposición, que no está muy de acuerdo con el resultado ha llamado a la población a hacer manifestaciones pacificas, entre tanto, han muerto cuatro personas más, sin embargo, parece que la calma se mantiene. Las amenazas de guerra y todo eso, se han quedado ahí, en amenazas. Los medios de comunicación se han hecho eco del disgusto de la población, y cuando digo población, me refiero a los kinois, que han sido los que mas ruido han hecho, porque si hacemos caso a la CENI (Comisión electoral Independiente), Kabila ha barrido en la mayoría de las provincias, y bueno, quizá todo se quede en un capitulo más y las aguas vuelvan a su cauce.

Aunque es innegable que el proceso ha sido un tanto discutido y si queréis mi opinión, con una organización bastante macarrónica. No me atrevo a decir que ha habido pufo, pero desde luego, lo han intentado con creces. Algún expat malhumorado diría "à la congolaise" y quizá no le falte razón. En cuanto al presidente reelegido, no entiendo esa mentalidad de más vale malo conocido, la verdad. Pero yo no soy congoleña, ni me va a gobernar a mi, yo ya tengo mis propios problemas en ese aspecto...



miércoles, 7 de diciembre de 2011

Tiempos revueltos

Ayer se tendrían que haber publicado los resultados definitivos de las elecciones en la República Requetedemocrática del Congo. Pero los plazos, no son lo suyo. Las cosas como son.

Si a día 4, el recuento estaba al 50%, ayer el recuento estaba al 80%.

Normal.

Si las oficinas de voto abrieron mas tarde de lo previsto, si la gente aun seguía votando durante los dos días siguientes porque la organización y la logística fueron un fiasco...Pues claro, el recuento toma su tiempo también.

Mientras tanto, los políticos de uno y otro bando, las instituciones religiosas, y las ONG llamando a la gente a la tranquilidad, a la no violencia y a confiar en la imparcialidad del proceso. Tschisekedi y Kabila, principales oponentes, se han comprometido a aceptar los resultados, sean los que sean. Mientras tanto los rumores dicen que si gana Kabila, será la guerra en Kinshasa. The Guardian metiendo baza y diciendo que si los congoleños no están contentos con el resultado de las elecciones, que no tienen por qué aceptarlo, solo por el bien de la estabilidad...

Tiempos revueltos.

lunes, 5 de diciembre de 2011

Resultados parciales


Según el presidente de la Comisión Electoral Independiente, la CENI, ayer publicaron los resultados parciales de las elecciones. Se ha llegado a una complilación del 52,91% de los votos. Kabila tiene 4.942.050 votos y Tshisekedi 3.402.650.


viernes, 2 de diciembre de 2011

Una marea humana bajo la lluvia tropical...

... Así es como describen mis amigos congolufos el panorama de Kin el día de las elecciones. Todo el mundo yendo a votar en masa, obviamente, mis amigos que dicen esto, son unos poetas, esto también hay que aclararlo.

A día 2 de diciembre, antes de los resultados definitivos el 6, el pueblo congoleño no para de hablar, ya han hablado algunas ONG y la UE, -estandarte de una neutralidad que los congoleños ponen en duda-, ha sacado su informe preliminar. Todos dicen lo mismo: múltiples irregularidades en el proceso.

Copias falsas de documentos de voto ya marcados con candidatos (hechas en Sudáfrica aparentemente) para votar doble, el mapa de oficinas de voto que se presentó tardísimo, oficinas de voto que abrieron tarde y sin equipar del todo, generando disturbios y violencia, varias oficinas de voto quemadas, elecciones que se prolongaron hasta dos días más de lo previsto, debido a los problemas logísticos que ya se habían denunciado desde antes del día de las elecciones...

En fin.

Digamos que era de esperar.

Si no fuera tan serio parecería una parodia, la mamá que entra en el reservado de la oficina de voto fingiendo estar embarazada y coge papeletas y se las pone en la tripa para repartirlas a sus compinches y votar doble, intentos de soborno a quienes estaban tras las urnas, en fin, esos sainetes congoleños que a veces se producen...

Lo que se propone: declararlas nulas. Lo que se va a hacer probablemente: declararlas no nulas. El panorama no es nada alentador, en un clima de tensiones y violencia como el actual, unas elecciones con múltiples irregularidades y la no certeza de que el resultado se corresponda a la voluntad de los congoleños no presagia nada bueno, en mi opinión.

Oigo rumores de grandes disturbios y batallas campales, de revoluciones y de guerras. Os digo abiertamente que tengo un nudo en el estómago. Si fuera creyente, rezaría.


lunes, 28 de noviembre de 2011

Vivir es elegir

Hoy en la República Requetedemocrática del Congo, los ciudadanos y ciudadanas del inmenso y obscenamente rico país vecino, están votando por segunda vez en su historia.

En el balance Kinshasa lleva diez muertos y mas de veinte heridos en los incidentes de la campaña electoral. Quizá estas cifras se queden cortas, no lo sé, no se ha publicado mucho sobre el total de incidentes y la verdad, confieso que yo he estado a otras cosas y que tampoco me he molestado en indagar mucho más allá de lo que me ha llegado.

Mi sentido arácnido me dice que en estas elecciones no habrá sorpresas y que el actual presi lo seguirá siendo, pero quién sabe...

Tengo varios amigos y conocidos observando las elecciones en diversos puntos del país, así que os contaré con detalle que es lo que ha sucedido en la jornada de hoy...

miércoles, 23 de noviembre de 2011

Capital Verde Europea 2012


Creo que he comentado en numerosas ocasiones cómo recibir noticias sobre Vitoria-Gasteiz a veces me colapsa el cerebro. Bueno, no os he informado de esto oficialmente, pero por si no lo sabíais, Vitoria-Gasteiz será la Capital Verde Europea en 2012. El ayuntamiento ya ha sacado la página web con sus documentos y sus planes y propuestas para ser lo más “tree hugger” que se pueda.

Que conste, que estoy muy orgullosa, me parece un super reconocimiento y además creo, objetivamente, que si hay una ciudad europea que deba ser Capital Verde (al menos en competición con las otras que se presentaban), es más que justo que mi ciudad se haya llevado este premio, para algo somos los más limpios, los más ecológicos, los más amantes de los parques cada dos metros, archiamantes de los jardines (en Gasteiz, si te sobra un metro cuadrado, está claro que va a haber un jardín, y un árbol y florecillas que lo rodeen), de las fuentes , de los bancos (menudo chasco ir a otras ciudades del mundo y ver que no tienen ni tantas fuentes, ni tantos bancos, yo que creía que era normal…) En fin, que me alegro.

Dicho esto, y aun siendo consciente de que me repito, de verdad que me siento como Paco Martínez Soria cuando veo algunas cosas. Resulta que en la web, entre los motivos por los cuales Vitoria-Gasteiz ha sido elegida Capital Verde Europea están los típicos de lucha contra el cambio climático, transporte sostenible, gestión de residuos (ya os he hablado de la recogida neumática de basuras en la que esta ciudad fue pionera), consumo y gestión del agua, biodiversidad (los susodichos parques cada dos metros), calidad del aire (esto es interesante) y en la que me he detenido: contaminación acústica. Aquí me he visto forzada a hacer clic. Pues bien, ha sido un acierto. No sabía yo, VTV como soy, (Vitoriana de Toda la Vida, broma local, no tiene mucha gracia…) que la capital de Euskadi, hasta que se demuestre lo contrario, tiene:
  • Una Ordenanza de Ruido y Vibraciones (lo juro, no es coña, lo pone en la web)
  •  La posibilidad de que el vecino/a que quiera haga un trámite de medición de ruidos (previo pago, pero aun así...)
  • Un mapa de ruido (ole y ole) y
  • Una red de monitoreo de ruido ambiental con nada más y nada menos que 17 estaciones!!! (yo es que flipo a más no poder)

Así que claro, los bares cierran a la una, porque por un módico precio tienes al vecino de arriba haciendo el trámite de medición, obteniendo los datos de ruido que contrastados con los obtenidos en la estación de monitoreo más próxima dan un indicador para tenerlo en cuenta en el próximo mapa de ruido, y la has cagado. El año que viene, los bares cierran a las 22 horas. Yo de verdad, me reitero, todo esto está muy bien, el parque de Salburua que tengo enfrente de casa me encanta, con sus ciervos y todo, ahí la mar de a gusto, pero un poco de vida cultural también, que a los vascos nos gusta más el poteo que a un tonto una gorra a cuadros, tengámoslo en cuenta, no? En fin, es la eterna discusión…

martes, 22 de noviembre de 2011

Kahuzi Biega National Park, Bukavu, RDCongo II












Lago Bunyonyi, Uganda II




Queen Elizabeth National Park, Uganda











Volver


Siempre me pasa igual. El mes antes de volver a casa es el más largo del mundo. No tengo claro que vaya a llegar el día en el que la vida de expat sea algo que mire desde fuera. Es algo que me sorprende cada vez. Supongo que como decía mi compi de Congo, soy la cooperante expatriada más arraigada del mundo.

Pero es verdad que cuando sé que voy a volver a casa tengo sentimientos opuestos. Por un lado, sobre todo en Navidad, me da pereza todo el despliegue de regalos, dulces, comilonas, etc. Pero por otro lado, no concibo unas Navidades al sol y en chanclas, ni lejos de mi familia. Creo que el mes antes de volver a casa ya empiezo a tener la cabeza más allá que acá, pensando en toda la gente que voy a ver y a la que voy a abrazar, las largas charlas que voy a tener y que tanto necesito, todo ese cariño que intento enlatar para llevármelo conmigo…

Al mismo tiempo, siento una especie de angustia, porque sé que nunca es suficiente, e intento sacarle el máximo partido posible a los días, que contabilizo en horas casi, que estoy allá. Hay veces que he vuelto satisfecha y con las pilas cargadas a tope, otras, es como si me hubieran quitado la piruleta de la boca. Espero que esta vez, sea de las primeras…

lunes, 7 de noviembre de 2011

20N

El 20 de Noviembre son las elecciones nacionales en España y el 28 en el país vecino, Congo, República Semidemocrática del.

Como aperitivo para la campaña electoral, ha salido el informe del IDH (Informe de Desarrollo Humano, hecho por el PNUD, -que es una agencia de Naciones Unidas que hace una inestimable contribución a la humanidad, sobre todo en Congo-, y que es como la biblia de las ONG, en términos religiosos, o la revista Forbes de las ONG en términos económicos); que coloca al país el último, sí señores, el último de la lista de países, después de Chad, Níger, República Centroafricana y Burundi, por mencionar algunas perlas del continente. Joselito lo ha hecho super bien desde 2006, normal que lo vayan a reelegir. Ha tenido tiempo en estos cuatro años de asfaltar la 30 de Junio para el Cincuentenario de la Independencia, y comerse unos cuantos fideos con sus amigos, los chinos. En ambos casos, foto y foto (a pesar de la prohibición nacional de sacar las ídem en lugares públicos). Suficiente para justificar una reelección, no? Con los deberes hechos en cuanto a lo que oposición se refiere, en Congo, desde luego, parece ser que sí.

viernes, 4 de noviembre de 2011

Frente al lago

He estado filosófica últimamente, pensando en las etapas de la vida, en las experiencias que construyen a una persona y en las que la destruyen. Pensando en cuántas veces una persona tiene que reinventarse a sí misma para lograr lo que toda persona busca: ser feliz.

Supongo que he estado mirando para atrás, no sé por qué pero he recordado cosas de mi pasado que había olvidado completamente, cosas que he hecho, dicho o pensado hace años, y la verdad es que en algunos casos, veo que yo era esa persona tratando de ser lo que soy ahora y en otros casos, simplemente no me reconozco.

Ese no reconocerme me llevó a pensar en cuántas veces me he reconstruido y reinventado, y mi conclusión es que han sido al menos tres veces, sino cuatro. Me veo a mi misma descomponiéndome en moléculas y luego a mi misma recogiendo mis pedacitos del suelo, tras la devastación total de un Def Con 1, como un collage, tratando de hacer con ellos algo parecido a una persona. Sin embargo, estoy satisfecha con el resultado, supongo que siempre se me dio bien hacer collages en el cole porque la persona que soy hoy en día es francamente mejorable, pero es significativamente mejor que las versiones 1.0, 2.0 y 3.0 de mi misma. Paloma 4.0 es lo mejor en tecnología palomil que ha existido hasta la fecha. Trataré de aprovechar toda esa tecnología para el bien…

jueves, 13 de octubre de 2011

Ociando

El ocio de la vida de expat en África puede circunscribirse a los siguientes ámbitos, por orden de importancia y/o frecuencia:

- Cena en restaurante
- House parties
- Excursiones varias fuera de la ciudad
- Discoteca
- Algún que otro concertillo/teatro/cine

El número de cenas semanales + el numero de house parties a las que te invitan es igual al producto de tu popularidad multiplicado por el número de meses que llevas viviendo en la ciudad dividido entre las personas que conoces.

Por ponerlo en términos matemáticos, vaya.

Después de un año y medio aquí, acabas conociendo bastante gente, como conclusión, últimamente estoy hecha un pendón, yendo de fiesta en fiesta y de restaurante en restaurante. He de reconocer que me lo estoy pasando muy bien amigos, y que dure...

martes, 11 de octubre de 2011

Balance final

Siete días sin luz seguidos de cinco si luz. Podría haber sido peor. Podrían haber sido doce días sin agua ni luz...

lunes, 10 de octubre de 2011

Agua y luz, fuentes de vida

Siete días sin agua, yendo a buscarla a la oficina con garrafas, limitaciones rigurosas para el lavado de ropa y el fregado de platos, la higiene personal no admite limitaciones. Por fin, al octavo día, (quizá sea obra de Dios, o de Poseidón, no lo sé), Electrogaz (homóloga ruandesa de la SNEL) descansó (de dar por el...se entiende) y ese maravilloso liquido volvió a correr por las tuberías. Aún el calentador no funcionaba, pero no me importo calentar agua y llenar un cubo con el ya conocido y familiar sistema de te lo echas tu mismo con tu mecanismo.

Gozo total, os lo juro.

Salgo de la ducha dispuesta a secarme el pelo...y se va la luz!

Aún no ha vuelto. Desde el viernes y estamos a lunes. Todo lo que tengo en el frigorífico deberá ser irremediablemente tirado a la basura.

No estoy contenta.

Quizá deba hacer alguna ofrenda a Apolo...

domingo, 9 de octubre de 2011

Lokua Kanza



Para todos esos incondicionales de Lokua Kanza, que no sois tantos, y además, vosotros sabéis quienes sois, un saludo, un abrazo fuerte, miles de besos, mi enhorabuena, todo el cariño que soy capaz de enviar vía el frío internet y las más dulces melodías de guitarra...

jueves, 6 de octubre de 2011

Patrice Lumumba



Hace bastante tiempo que lo estaba buscando y no ha sido hasta ahora que lo he encontrado. El discurso completo de PatriceLumumba, el día que se declaro la independencia del Congo, el 30 de junio de 1960. Hay momentos en la historia, que cambian el curso de la misma, y hay momentos que nunca tuvieron lugar que también hubieran podido hacerlo.

Creo que si a Lumumba no se lo hubieran cargado, fruto de guerras frías que fueron en realidad calientes, el Congo seria hoy un lugar muy diferente a lo que es hoy en día. Demagogia, lo sé. Que este sea mi blog tiene que tener ciertas ventajas a la hora de expresar lo que me dé la gana…

Que conste que no soy ninguna romántica que lleva camisetas del Che, ni cree en la magia ni en la importancia de los discursos sobre florecillas, maripositas y mundos mejores. Soy consciente de que sólo es un discurso y soy consciente de que el poder corrompe, pero también soy consciente de que pronunciar este discurso y acabar asesinado, quizá no sea una casualidad en el mundo en que vivimos, y por eso le doy esta importancia y este reconocimiento a este discurso en concreto.

También porque cuando empecé este blog adquirí el firme compromiso de informar a mis amigos y familiares (y a todo aquel que le interese) sobre este lugar, lejano y desconocido que es el Congo, y que ahora, espero, es más cercano y familiar. Patrice Lumumba no es un héroe nacional, es el héroe nacional y me gustaría acercar esta figura y su mensaje a quienes estén dispuestos a leer un poco más.

Me he tomado la molestia de traducirlo, no está perfecto, pero se entiende.

Discurso de Patrice LUMUMBA, Primer Ministro y Ministro de defensa nacional de la República del Congo, en la ceremonia de la Independencia en Léopoldville el 30 de junio de 1960.

“Congoleños y congoleñas, combatientes de la independencia hoy victoriosos, os saludo en nombre del Gobierno congoleño. A todos vosotros, amigos míos, que habéis luchado sin descanso a nuestro lado, yo os pido hacer de este 30 de junio de 1960 una fecha ilustre que guardareis indeleblemente en vuestra memoria, una fecha cuyo significado enseñaréis con orgullo a vuestros hijos, para que éstos a su vez den a conocer a sus hijos y a sus nietos la historia gloriosa de nuestra lucha por la libertad.

Ya que esta independencia del Congo, - declarada hoy en el acuerdo con Bélgica, país amigo con quien nos tratamos de igual a igual-, ha sido conseguida por medio de la lucha y ningún Congoleño digno de este nombre podrá nunca olvidar esto, una lucha de todos los días, una lucha ardiente e idealista, una lucha en la cual no hemos escatimado ni nuestras fuerzas, ni nuestras privaciones, ni nuestros sufrimientos, ni nuestra sangre. De esta lucha, que ha sido de lágrimas, fuego y sangre, estamos orgullosos hasta lo más profundo de nuestro ser, ya que ha sido una lucha noble y justa, una lucha indispensable para poner fin a la humillante esclavitud, que nos fue impuesta por la fuerza.

La que ha sido nuestra suerte en 80 años de régimen colonialista, las que han sido nuestras heridas, son demasiado frescas y demasiado dolorosas aún para poderlas expulsar de nuestra memoria. Hemos conocido el trabajo extenuante, exigido a cambio de salarios que no nos permitían ni dar de comer a nuestra hambre, ni vestirnos, ni proporcionarnos una vivienda decente, ni criar a nuestros hijos como a seres queridos. Hemos conocido las ironías, los insultos, los golpes que debíamos sufrir mañana, tarde y noche, porque éramos negros. ¿Quién olvidará que a un negro se decía “tú”, no como a un amigo, sino porque el honorable “usted” se reservaba solo a los blancos? Hemos conocido el expolio de nuestras tierras en nombre de textos supuestamente legales que no hacían más que reconocer la ley del más fuerte.

Hemos conocido que la ley no era nunca la misma según se tratara de un blanco o de un negro: cómoda para los unos, cruel e inhumana para los otros. Hemos conocido los sufrimientos atroces de los relegados por opiniones políticas o creencias religiosas; exiliados en su propia patria, su suerte era en verdad peor que la propia muerte. Conocimos que había en las ciudades casas espléndidas para los blancos y chozas derruidas para los negros, que no se admitía un negro ni en los cines, ni en los restaurantes, ni en las tiendas llamadas de europeos; que un negro viajaba incluso en las gabarras, a los pies del blanco en su camarote de lujo.

Quién olvidará los tiroteos donde fallecieron tantos de nuestros hermanos, los calabozos donde fueron brutalmente enviados a los que no querían someterse más al régimen de una justicia de opresión y explotación.

Todo esto, mis hermanos, hemos sufrido profundamente. Pero todo esto también, nosotros, a los que el voto de vuestros representantes ha elegido para dirigir nuestro querido país, nosotros, que sufrimos en nuestro cuerpo y en nuestro corazón la opresión colonialista, os lo decimos bien alto, todo esto ha acabado en lo sucesivo. La República del Congo ha sido proclamada y nuestro país ahora está en las manos de sus propios hijos. Juntos, mis hermanos, mis hermanas, vamos a comenzar una nueva lucha, una lucha sublime que va a llevar a nuestro país a la paz, a la prosperidad y a la grandeza. Vamos a establecer juntos la justicia social y a asegurar que cada uno reciba la remuneración justa por su trabajo.

Vamos a mostrar al mundo lo que puede hacer el hombre negro cuando trabaja en libertad y vamos a hacer del Congo el centro del brillo de África entera. Vamos a velar para que las tierras de nuestra patria verdaderamente sean de provecho para vuestros hijos. Vamos a revisar de nuevo todas las leyes antiguas y a hacer de ellas noticias que serán justas y nobles. Vamos a poner fin a la opresión del pensamiento libre y a procurar que todos los ciudadanos gocen plenamente de libertades fundamentales previstas en la Declaración de los Derechos Humanos. Vamos a suprimir eficazmente toda discriminación cualquiera que sea y dar a cada uno el sitio justo que le viene dado por su dignidad humana, su trabajo y su devoción al país. Vamos a hacer reinar no la paz de los fusiles, sino la paz de corazón y de la buena voluntad.

Y para todo esto, queridos compatriotas, estad seguros de que podremos contar no sólo con nuestras fuerzas enormes y nuestras riquezas inmensas, sino con la ayuda de numerosos países extranjeros de los que aceptaremos su colaboración siempre que sea leal y no procure imponernos una política, cualquiera que sea. En este aspecto, Bélgica que, comprendiendo por fin el sentido de la historia, no ha tratado de oponerse a nuestra independencia, está dispuesta a concedernos su ayuda y su amistad, y un tratado acaba de ser firmado en este sentido entre nuestros dos países iguales e independientes. Esta cooperación, estoy seguro de eso, será provechosa para ambos países. De nuestra parte, estaremos atentos, sabremos respetar los compromisos libremente consentidos. Así, tanto en el interior como en el exterior, el nuevo Congo, nuestra querida República que mi gobierno va a crear, será un país rico, libre y próspero. Pero para que lleguemos sin tardanza a este fin, todos vosotros, legisladores y ciudadanos congoleños, os pido ayudarme con todas vuestras fuerzas. Os pido a todos olvidar las disputas tribales que nos agotan y corren peligro de hacernos despreciar en el extranjero.

Pido a la minoría parlamentaria ayudar a mi gobierno con una oposición constructiva y permanecer estrictamente en las vías legales y democráticas. Os pido a todos no retroceder frente a ningún sacrificio para asegurar el éxito de nuestra grandiosa empresa. Os pido, finalmente,  respetar incondicionalmente la vida y los bienes de vuestros conciudadanos y de los extranjeros establecidos en nuestro país. Si la conducta de estos extranjeros deja que desear, nuestra justicia será pronta para expulsarlos del territorio de la República; si en cambio su conducta es buena, hay que dejarlos en paz, porque ellos también trabajan en la prosperidad de nuestro país. La independencia del Congo marca un paso decisivo hacia la liberación de todo el continente africano.

He aquí, Señor, Excelencias, Señoras, Señores, queridos compatriotas, mis hermanos de raza, mis hermanos de lucha, lo que he querido deciros en nombre del gobierno en este día magnífico de nuestra independencia completa y soberana. Nuestro gobierno fuerte, nacional y popular, será la salvación de este país. Invito a todos los ciudadanos congoleños, hombres, mujeres y niños, a trabajar con vistas a crear una economía nacional próspera que consagrará nuestra independencia económica.

¡Homenaje a los combatientes de la libertad nacional!
¡Viva la independencia de la Unidad africana!
¡Viva el Congo independiente y soberano!”.

domingo, 2 de octubre de 2011

Amor irracional

No lo he planeado. Os lo juro. Ha surgido así. Pero parece que vuelvo a Bukavu, para un fin de semana de camping en el Kahuzi Biega y me he dado cuenta de que la última vez que estuve, fue hace exactamente un año, y me ha parecido que era un poquito de hacérmelo mirar. Este amor irracional por esa pequeña ciudad destartalada, con una belleza natural exuberante y una militarización  indecente.

Supongo que el amor irracional se extiende a todo el país. Es un amor doloroso, de esos que te generan más pinchazos en el corazón que gozo en el pecho. De esos que sabes que te harán más mal que bien, pero que fruto de un masoquismo escondido, no puedes dejar de sentir. Pero ya lo dice mi amigo Albert, ser congoleño y amar a tu país, implica sufrir constantemente. Yo no soy congoleña, pero entiendo a qué se refiere mi amigo Albert...

lunes, 26 de septiembre de 2011

Semáforos

Yo nunca he sido de esas niñas que cuando eran pequeñas tenían un amigo imaginario. Eso son minucias. Yo siempre he tenido todo un mundo imaginario. En parte, lo sigo teniendo. Acentuado, sin duda por el hecho de estar fuera de casa, mi mundo real es Kigali, con sus contrastes, sus nuevos semáforos recién instalados, que aún no están coordinados, y crean más caos que orden; mi trabajo en medicusmundi; mi casa de cuatro habitaciones; mi Toyota Hilux, de la que me he enamorado irremediablemente (nada de esto es mío, mío, pero ya me entendéis); mis restaurantes favoritos; mis colegas del trabajo; mis amigos multiculturales y de orígenes diversos, todos con nuestra tara particular...

Mi mundo imaginario es Vitoria-Gasteiz, a la que en mi cabeza, otorgo muchísima más belleza de la que tiene, muchas oportunidades de hacer cosas y de vivir una vida feliz y llena de oportunidades. En mi cabeza, es el lugar perfecto. Siempre hace sol y todos los días hay teatro. El Azkena Rock Festival es cada fin de semana y entre semana siempre es Festival de Jazz. Todos los días son de pote pintxo a un euro, de hecho, todas las semanas son la semana del pintxo y todos los días puedes ir a bañarte a Mendizorrotza. En mi mente, mis amigas quedan todo el rato como cuando éramos adolescentes, y no estamos absorbidas por el curro; y lo mismo pasa con mi familia, que se reúne cada semana. En mi cabeza, cada sábado se liga en esta maravillosa ciudad y los chicos tienen todos pelo largo y pendientes de coco.

Es increíble cómo se idealizan los lugares cuando estás fuera, y cómo, cuando vuelves a casa después de un tiempo fuera, sufres el efecto inverso y añoras los semáforos que crean caos y los expats con sus taras, y piensas que tu vida en África era una fiesta diaria de sonrisas y abrazos...

Supongo que ha de ser así, que son mecanismos de defensa y formas de afrontar la vida cuando hay dificultades. Con objetivos simples y con visión positiva se soporta mejor todo. Pero no puedo dejar de pensar que es curioso cómo funciona la mente humana.

lunes, 5 de septiembre de 2011

Sobre gallos

Esta es una historia que me ha contado un amigo. Lo calificó como su gran triunfo de la semana. Resulta que su vecina tiene un gallo, que como os podéis imaginar canta por la mañana. Bien temprano por la mañana. La semana pasada habló con ella, para tratar de solucionar este asunto del canto del gallo a las cinco de la mañana, con la consiguiente angustia del haberte despertado y la espera inminente del siguiente canto, con las manos y los pies encogidos entre las sábanas, sabiendo que es sólo cuestión de tiempo el adormecerte y que otro canto te despierte, con el consiguiente sobresalto. Lo que os digo, todo un desasosiego.

La vecina en cuestión se negó a hacer nada con el gallo tras la primera conversación. El argumento: los gallos son los únicos animales que pueden ver los ángeles. Claro, golpe bajo. Esta afirmación pilló a mi amigo con la guardia completamente baja. Argumento incontestable y vuelta a casa con el rabo entre las piernas a la espera del siguiente canto del gallo.

Pero con todo el tiempo que ha tenido de estar despierto en la cama le ha dado para pensar la estrategia infalible y le ha propuesto a su vecina lo siguiente. El gallo debe quedar encerrado en la casa hasta las ocho de la mañana entre semana y hasta las nueve el fin de semana. Ahora aún oye el canto, pero desde el interior de la casa es más lejano y se puede soportar.

El gran triunfo de la semana.

jueves, 1 de septiembre de 2011

Soy minero

El "affaire cassitérite" continúa. Así han llamado al asunto del chófer que tomó prestados 1200 kg de casiterita para pasar la frontera congoleña en un coche de las Naciones Unidas.

Seguimiento de la noticia aquí.

Resulta que el tribunal de Goma ha dictaminado la friolera de tres años de prisión para el pobre Julien, que todavía sigue silbando "soy minero", pero ahora ya pensando en su plan de fuga, porque no es tan fácil hacer túneles subterráneos con un cepillo de dientes y una cucharilla de café.

Entre tanto, la Asadho, que es la Asociación Africana de Defensa de los Derechos Humanos ha presentado una queja frente al Tribunal por la desproporción de la sanción, que según ellos, debería haberse limitado a una multa económica.

Los motivos para exigir únicamente el pago de una multa, contrariamente a lo que podáis pensar, están bien fundados. Se basan en una sanción previa de un asunto, que también tiene mucha gracia, ocurrido el 4 de febrero.

Os pongo en situación: un avión "Gulfstream V" de la empresa americana Southlake Aviation LLC con sede en Tejas, matriculado en los Estados Unidos. La carga del avión: 7 pasajeros y 480 kg de oro con un valor de mercado de 20 millones de dólares. Condena impuesta: multa de tres millones de dólares.

La crítica de esta asociación es en relación a la diferencia de condenas en uno y otro caso, y francamente, no les falta razón.

martes, 23 de agosto de 2011

Italian Job à la congolaise

No me resisto a compartir esta noticia. Para visualizarla haz clic aquí.

A ver, cómo lo explico, porque tiene mucha gracia.

Os pongo en contexto: un buen hombre congolufo, con su honrado puesto de trabajo como chófer de la MONUSCO, que son los cascos azules del buen rollito en la RDC, y de los cuales, me habéis oído hablar en alguna ocasión, con sus tanquecitos blancos y sus cochecitos blancos del "tranqui nena que estás conmigo" con las letras UN negras escritas, bien grandotas, que tanto se ven en el Congo.

Pues al tipo se le ocurre que es super buena idea darse un paseillo por las minas, llenar el coche de la UN hasta arriba de minerales, y venirse silbando "soy minero" hacia aquí, la vecina Ruanda. Cuando digo llenarse el coche, es un poco impreciso, una tonelada de minerales, es un numero concreto, para que hablemos en plata, valga la comparativa.

Lo que ha pasado es que a éste, en concreto, le han pillado, y le han chafado su Italian Job particular. Claro, el coche por lo visto, estaba tan cargado que no podía casi ni andar, y los de la frontera, que son super listos, viendo esto, se han olido algo. Como el pobre hombre ya estaba jodido, trató de meter a los de la frontera en el ajo, ofreciéndoles una parte de la venta, pero se conoce, que estos funcionarios en concreto, estaban muy motivados ya, y no necesitaban motivación extra, y al pobre Julien, porque encima dan su nombre y todo, le van a dar las suyas y las del pulpo. Me había olvidado de lo que son las noticias venidas del vecino país, siempre tristes si lo piensas, pero con ese toque de subrealismo cutre, que no puedes por menos, que reírte...por no llorar.

domingo, 14 de agosto de 2011

Debates

La comunidad expat de Kigali anda debatiendo últimamente. Un gabacho ha cometido un delito y se enfrenta a la posibilidad de cárcel. La cosa se debate entre si debería irse para no volver nunca o debería cumplir su condena.

Para vuestra tranquilidad, os diré que la mayoría opina que debería pasarse en el trullo un tiempito, aunque todos sabemos que eso supone eventualmente depresión, enfermedad y una larga lista de cosas que no me puedo imaginar seguramente.

El delito del tipo ha sido conducir borracho. Se ha cargado a un tío local, que además no era un cualquiera, vamos, que jugando a los camellos, se ha llevado el perrito piloto. Voy a obviar el debate racial, que subyace, de yo cojo el coche aún estando pedo porque soy mejor que nadie.

Pero esto lleva a la reflexión sobre las leyes y su lectura, y la importancia que tienen en un lugar u en otro. Voy por partes, para empezar diré que las leyes son reflejo de las sociedades y de las culturas, y algunas leyes de mi país me parecen una auténtica majadería. Ahora bien, todos sabemos qué leyes puedes transgredir y cuáles no, cuando vives en tu país, digamos que sabes lo que te juegas. Ahora bien, ¿y cuándo estás en otro país?

Valgan los ejemplos de esta peña que se fumó un porro en Tailandia con dieciocho años y ahí están, viendo crecer sus canas en una celda. Yo no digo que sea justo, pero desde luego corrieron un riesgo en un país en el que el consumo y la posesión de drogas se considera un delito mayor.

Lo único que digo es que hay que saber dónde estás y a qué juegas. Si vas a emborracharte hasta perder la consciencia cada puto fin de semana, píllate una taximoto, porque el colega que te llevaste por delante tiene tres críos y una mujer que se ha quedado viuda, y no es justo que haya que llegar a esto para que te des cuenta de lo capullo que has sido, y nadie estaría debatiendo sobre si mereces o no una temporada en la sombra, a pesar de las condiciones del trullo aquí, y a pesar del color de tu piel.

viernes, 12 de agosto de 2011

Sin info

La primera vez que estuve en Estados Unidos tuve una sensación extrañamente familiar. Todo resulta conocido, porque como decía Hugh Laurie cualquier niño europeo medianamente educado ha crecido viendo una cantidad enorme de películas y series americanas. De modo que vas a Nueva York y es como en las pelis, vas a San Francisco y es como en las pelis, vas a Las Vegas, y es como en las jodidas películas.

Y flipas. Claro. Es como la nave nodriza llamándote a casa. Los carritos de hot dogs en la calle, las hogueras con los marshmallows, las escaleras metálicas exteriores de los edificios, el humo saliendo por las alcantarillas, la gente yendo a trabajar con traje y deportivas, las barbacoas, los baywatch con su flotador del tamaño de un cohete espacial, la gente en patines en el paseo marítimo, las rubias de bote, las siliconas en los pechos, los gordos más gordos que has visto en tu vida…Todo eso está, es real, como en las pelis, pero real.

Ahora bien, esta reflexión viene a cuento porque me encuentro en una circunstancia vital en la que se da la casualidad de que vivo en África, y eso tiene sus mierdecillas, pero en general, me mola, y estoy buscando curro por el continente y pienso, ¿dónde postular?

Yo he visitado algunos países africanos: RDCongo y Ruanda donde he vivido. Burundi, Sudáfrica y Mauritania, donde he ido de vacaciones, y Kenia, Uganda y Chad donde he ido por motivos de curro. En total, ocho países de un continente que cuenta con cincuenta y cuatro. Conozco apenas un 14% del continente, y del resto, no sé nada.

Cuento lo de las pelis americanas porque si no conoces un lugar en África y estás interesado en saber, no hay forma. Sí, te salen un par de fotos en google images, pero también me salieron de Kin y luego no era como en la foto, queridos, que ya me conozco yo este camelo. La cosa es que estoy venga a mirar qué se cuece por el sur, en Luanda o en Harare y echo de menos muchísimo, que África no tenga una industria del cine como la norteamericana.

jueves, 11 de agosto de 2011

Vaivenes


En un año en Kigali ves pasar a mucha gente, mucha gente que llega y mucha gente que se va y cuando los que se van son tus amigos, no hay nada que te haga acostumbrarte a ello. Precisamente mañana se van dos amigos que he conocido aquí y precisamente nuestros caminos se cruzan. Ellos van ahora a Kinshasa. Me preguntaban si queda alguien de los que conocí allí. La triste realidad es que no. Excepto los amigos congoleños, nadie de los expats de mi época esta allí, todos se han ido, menos una, creo.

Es curiosa esta vida itinerante en la que la gente se despide de ti diciendo: quizá nos volvamos a ver en cualquier otra parte del mundo…

Supongo que eso otorga cierta relatividad al mundo como planeta. Todo es abordable e iré a visitarte a Tombuctú o a Colombo, si la cosa se tercia. Ese aspecto, sí que me gusta.

martes, 9 de agosto de 2011

Hell's Kitchen


Me gusta cocinar. Yo supongo que siempre me ha gustado, pero cuando vivía sola en Vitoria apenas lo hacía, porque me daba una pereza horrible cocinar para mí sola. En Kin, era imperativo legal, y nos turnábamos entre los cuatro de la casa. Cocinar una vez cada cuatro días, para mí era estupendo, es el número perfecto de veces semanales y es el número perfecto de personas por cazuela.

En Kigali, al principio, nos hacían la comida, lo cual es una ventaja en términos de tiempo y de esfuerzo y una desventaja en términos de variedad de lo que comes. Yo supongo que Cécile trataba de cocinar según nuestro gusto pero no siempre era lo más acertado (he comido cosas como pizza de guisantes con remolacha, francamente, no recomendable). Ahora que estoy solita en casa, he decidido ser formal y organizada y cocinar todos los días. 

Contra todo pronóstico, lo estoy llevando bien, me hago mis sopas y mis cremas, mis guisados y mis menestras y me encuentro a mí misma buscando recetas en internet sobre platos con calabaza y postres con maracuyá (hay que aprovechar los recursos locales). El jueves tengo invitados para cenar. Espero estar a la altura.

lunes, 8 de agosto de 2011

Perdiems

Os voy a explicar en esta entrada del blog lo que son los perdiems. Porque para los incondicionales que lleváis siguiéndome desde el principio, os habéis pasado virtualmente en África dos años y medio sin saber lo que son, y no puede ser, porque es algo intrínsecamente local. De Grandes Lagos digamos.

Veréis, un perdiem es algo que me pago a mí mismo por hacer mi trabajo cuando hacer mi trabajo me exige moverme medio centímetro de mi oficina, y la lógica que sigo es que si cobro un sueldo de mierda de 200 dólares al mes, lo que haría una media de seis dólares al día, lo multiplico por seis y ése es mi perdiem, 36 dólares por salir de la ofi. Por supuesto, no duermo fuera, por supuesto, no paro a comer y la gasolina se paga a parte, básicamente es la lógica de no acepto mejorar el salario de mi personal porque les pago perdiems para que hagan su trabajo.

Y eso mejora el rendimiento un montón!!!!...no, espera, más bien eso hace que exijan perdiems para todo y se nieguen a hacer lo que está en la base de su contrato si no es con un perdiem, mmm, no, es una motivación...no, mmm, es discutible...

Como nota al pie, diré que si trabajo en un gran organismo y me pagan bien, eso no es motivo para no percibir mi perdiem, faltaría más...

jueves, 4 de agosto de 2011

Chupinazo sin chupi, es sólo nazo

No me puedo creer que hoy sea 4 de agosto. Ahora mismo debería estar comprando cava del malo y sacando del armario las ropas zarrapastrosas de cada chupinazo (pantalones cortos que no me pongo jamás y camiseta cutre con mensaje: « yo elijo fiesta »).

En lugar de eso, aquí estoy en la oficina como si éste fuera un día normal, y mañana salida a terreno como si fuera un día normal. Mi familia estará comiendo marisco y brindando con champan francés por la Blanca y yo probablemente me saltaré la comida porque no tendré dónde comer en terreno, como un día normal.

En días como estos, la vida en África es dura.

miércoles, 3 de agosto de 2011

Estaciones

El otro día hablaba con unos belguitas sobre lo de vivir en la zona del Ecuador donde es verano todo el año y anochece todo el año a las 18:30h. Esto, en contraposición con Europa, donde en invierno te cagas de frío y anochece a las 17:00h. y en verano (en Gasteiz y en Bélgica también, claro) te cagas de frío pero anochece a las 22:00h.

La cuestión no era echar de menos el cagarse de frío, sino las estaciones, por el concepto del tiempo que pasa. Es verdad que aquí de diciembre a febrero hace un calor que flipas y yo me lo pase en la piscina todos los fines de semana y cuando me hablan de épocas cuando pasaron cosas, no sé distinguir entre los meses, porque todos son iguales (algunos meses llueve y otros no, pero en general hace sol todo el tiempo).
Los defensores de las estaciones iban más allá, diciendo que para apreciar realmente el sol del verano tenías que pasar por el infierno-boca de lobo del invierno, y que entonces, cuando por fin ves ese rayo que se filtra entre las nubes, la alegría es mayor.

Yo, qué queréis que os diga, estoy encantada con este clima que oscila entre los 22 y los 29 grados en todo el año, pago el peaje de las pocas horas de luz que supone que anochezca a las 18:30h. todos los días, y de que amanezca a las 06:00h. todos los días, con lo cual, el cuerpo se te acostumbra y te acuestas antes, como las gallinas. Pero mis horitas de piscina en enero me supieron a gloria (en esa piscina de lujo de la que ya no soy socia, amigos). Además, sé perfectamente distinguir las estaciones, y sé perfectamente que ahora es agosto y que es verano porque cuando escribo emails, nadie me contesta.

domingo, 31 de julio de 2011

Sequía

Supongo que he pasado por un momento de sequía literaria, como en el Cuerno de África. Sólo que la sequía en este caso es literal...

He estado leyendo un poco sobre el asunto, los informes de OCHA, las noticias de CICR, MSF, ACF, etc., etc...Opiniones de todo tipo de miembros de ATTAC, en fin, de todo un poco. Me ha llamado la atención una serie de reflexiones que hablaban, como últimamente viene ocurriendo en estos casos, de la comparación entre lo que ha ocurrido en Noruega y lo que está ocurriendo en el Cuerno de África. ONG que aprovechan para mandar mensajes del tipo: "Lo que ha ocurrido en Noruega es una tragedia, pero no olvidemos que en África mueren en silencio X miles de personas..."

Francamente, esta misma reflexión se lanzó después de los atentados de septiembre en Estados Unidos, y ya entonces, me pareció una jugada de marketing un poco sucia. Es como si se muere tu padre y te viene alguien diciendo, lo mío es peor, mi padre se murió cuando yo tenía 10 años...

Efectivamente, es peor, pero lo mío es ahora, no sé si me explico...Decirle a una sociedad conmocionada que en otros sitios ocurren cosas peores, tratando de recaudar pasta a través de la compasión mal encauzada me parece ruin. Sin matices.

Supongo que entenderéis que soy una persona a la que le preocupa lo que está pasando en el Cuerno de África, porque son mis actuales vecinos, y porque el primer informe de OCHA alertando de la situación data del mes de abril, y estamos casi en agosto. Este es el tiempo de reacción que se da el mundo para evitar que no muera más gente de hambre, que es de lo peor que se puede morir uno, lenta y dolorosamente.

Me preocupa también la poca atención que se le ha prestado en Europa al resurgimiento de los movimientos de ultraderecha, con locos en sus filas como este de Noruega, en contraposición a la atención que se pone en  los grupos terroristas islámicos, con locos en sus filas como este de Noruega. Solo que los orígenes son distintos y los tratamientos que se les dan también, aunque los resultados de sus actos parecen no ser tan diferentes.

Un artículo hablaba de esto, de las categorías de personas, y de la importancia mediática que se le da a una cosa y a otra, ahí sí que estoy más de acuerdo, enfocarlo por ahí es claro y la pregunta que uno se hace también: ¿Es más importante lo que le ocurre a un tipo de personas en Noruega que lo que le ocurre a otro tipo de personas en Somalia?

La respuesta del artículo era que no quería creerlo así. Mi respuesta es que sí, que vivimos en un mundo en el que unas personas tienen más importancia que otras, importa la pasta que uno tenga e importa la clase, importa el curro que tienes y el puesto dentro de ese curro, importa tu marca de coche, e importa cuál es tu equipo de fútbol...¿cómo no va a importar donde hayas nacido?

No es lo mismo ser noruego que ser somalí, ignorar este hecho es ignorar el funcionamiento de este mundo. Ahora bien, la cuestión es que si vivimos en un mundo que trata a unos seres humanos como tales y a otros como perros, ¿queremos vivir en ese mundo?, ¿queremos ese mundo para nuestros hijos?, ¿qué coño queremos? y ¿qué vamos a hacer para cambiarlo?

viernes, 15 de julio de 2011

Tiempo

Acabo de regresar de unas vacaciones estupendas, que como todas las vacaciones estupendas, se han acabado muy pronto y me han sabido a poco.

Pero enfrento la recta final, cinco mesecitos de nada, que se pasan volando y en los que no sé si me dará tiempo a terminar mi proyectito en los coles (de nuevo posesivo cariñoso), pero acepto el reto, y si lo consigo, sería el primer proyecto de medicusmundi financiado por el Gobierno Vasco en África que termina en plazo. Seriáis testigos de una hazaña y mi nombre pasaría a los anales de la historia de medicusmundi, o quizá no...Si no lo consigo, no os preocupéis, estoy en un regular standard aceptable y por supuesto, le echaré la culpa a otro/s.

lunes, 30 de mayo de 2011

#Spanishrevolution



Me gusta esto que ha pasado, o esto que está pasando. Me ha sorprendido. Creía que los jóvenes estábamos muertos, o adormecidos, o recuperándonos de alguna resaca.

Y resulta que no, que estamos cabreados, que estamos perdiendo el curro pero pagando la hipoteca, pidiendo prorrogas al banco que fue el que inicialmente ha causado que perdiéramos ese curro, lo cual es irónico, cuanto menos. Y así estamos, aguantando medidas ultraliberales que reducen derechos laborales y que tiran por tierra años y años de luchas obreras, porque la situación lo requiere. La situación lo requiere?

Resulta que un grupo de brillantes economistas vende hipotecas que no existen, a un grupo de personas que no pueden pagarlas creando una burbuja ficticia de desfachatez económica, y yo pierdo mi curro por eso y encima tengo que financiar a esos bancos? Puede alguien explicarme por qué?

Que yo sepa el sistema económico es despiadado con todo aquello que no es ni rentable ni se puede sustentar por sí mismo. Voilà, la ironía, el propio sistema no se puede mantener sin el apoyo de los Estados, no es esto un signo de debilidad flagrante? Por qué no rescatan los Estados a la empresa local Carnicerías Barrachudo que tampoco se sustenta sola y sí que rescatan a una sociedad fantasma llamada Smith Asssociates que es quien ha creado el embrollo desde el principio?

Y mientras tanto nos llaman a votar a los españolitos y españolitas, 100 imputados se presentan a las elecciones y no pasa nada, esto es una República Bananera, si tienes un amigo y un ladrillo, no delinquir es como una muestra antipatriótica, los políticos son un reflejo de nuestra sociedad que paga y cobra en caja B.

Pero se ha colmado el vaso, la última gotita ya no entraba, mira vos. Y salimos a la calle, y nos desalojaron, y nos cabreamos aún más, y esto no ha hecho más que empezar, espero.

Porque está claro que este sistema económico no funciona, que sí, que ya sé que es el único que existe y que se conoce (a parte del comunismo), pero eso no quiere decir que sea bueno, a lo mejor esos brillantes economistas que son capaces de llevar el mundo a la mierda absoluta pueden utilizar su cerebro para concebir un sistema en el que sus hijos no tengan que elegir entre sudar sangre para sobrevivir o ser unos grandísimos hijos de puta, seguro que no es tan difícil, tantos años en Harvard digo yo que tienen que lucir por algún sitio.

Porque en la situación actual Grecia puede aplicar medidas de reajuste, aun así va a quebrar. Alemania puede salirse del euro. Eso no va a hacer que el resto de Europa mejore. El sistema está pensado para seguir generando deuda, y cuanto más deuda, más ricos unos pocos y más puteados el resto. Es perfecto, es infalible. Supongo que ese sistema de unos pocos no cuenta con una mayoría que se rebele. Pero espero que esa mayoría se siga rebelando, y que haya más rebeliones desde los países árabes, y que se extiendan al África Subsahariana, y que haya más Islandias en el mundo y más camareras que denuncien a directores del FMI.

miércoles, 18 de mayo de 2011

Vacaciones

He pasado unas vacaciones increíbles, en ese paraíso terrenal que es el Cabo Oeste, riendo, haciendo bromas, interesándome por lo que me cuentan mis amigos, compartiendo sus preocupaciones y sus alegrías, compartiendo con ellos mis alegrías y mis penas, mimándolos, dejándoles que me mimen, bebiendo buen vino y comiendo buen queso. Espero que me dure el subidón hasta las próximas vacaciones.

jueves, 12 de mayo de 2011

miércoles, 13 de abril de 2011

Peajes

Hay aquí una mujer que conozco que ha vivido en diferentes países del mundo y me decía que no sabía si yo estaba de acuerdo, pero que los expats, generalmente se vuelven un poco como los locales allí donde están. Es decir, te adaptas a la forma de ser local y vas cambiando un poco tus hábitos. No lo había pensado hasta entonces, pero desde luego, no podía estar más de acuerdo.

Tengo claro que en Congo he venerado la Primus, he adorado la rumba y he admirado el arte, al margen de desarrollar altísimas cotas de cabreo y que aquí he empezado a querer ocultar ciertas cosas, a temer los envenenamientos que se producen en la colina y a llevar una vida de asceta. La sola idea me da pavor. Sin duda, ya era consciente de lo diferentes que están siendo ambas experiencias, sin embargo, un segundo fin de semana en Bujumbura me ha recordado la imagen que yo tenía de los africanos alegres que te sacan a bailar y te piden matrimonio y lo diferente que es esta ciudad extra limpia que agota su vida a las 18:00 de la tarde (hora zulú) y que ofrece tanto confort a cambio de tanto silencio.

Todo en la vida tiene un peaje.

jueves, 7 de abril de 2011

Antoinette

Hay una mujer maravillosa en Kigali. Se llama Antoinette y es modista. A base de tijeras ha llegado a construir un colegio para los peques de un barrio de Kigali, Kacyru, donde yo también vivo. Es estupenda. La adoro. Es alegre, es tenaz, es constante. Vamos, se sale de la media nacional, sobre todo por lo de alegre. Ayer estuve con ella, vino a la oficina a visitarnos, aunque la veo a menudo porque soy una voluntaria de su proyecto. Doy clases de inglés a los profes, que se las ven y se las desean tras el cambio de idioma del francés al inglés en la escolarización obligatoria. En fin, el caso es que charlaba con ella y me decía cuánto adoraba su trabajo, incluso ahora, que no ve muy bien, pero coge sus tijeras y se relaja...

Me recordó a otra mujer, de más o menos la misma edad que me repite constantemente que se morirá con el peine. Le conté a Antoinette que mi madre es una peluquera apasionada por lo que hace. Entonces me preguntó un montón de cosas, y hablamos sobre la formación, sobre el instinto natural, sobre las chicas que salen de la academia y lo diferentes que eran antes y ahora, le conté todo lo que mi madre me ha repetido todos estos años, estaba tan de acuerdo que me dijo: dile a tu mamá que en África, hay una mujer como ella.

Hay otro artículo sobre Antoinette aquí, porque ella inspiró el proyecto de millecollines.

Mis condolencias

Ya se conoce el balance final del accidente aéreo: 32 víctimas mortales de 33 pasajeros del avión, sólo ha sobrevivido uno. No conocía a nadie pero conozco a gente que ha perdido amigos, en parte se debe a que la mayoría de gente que conozco ya no está en Kin, si no, pensar en la cantidad de amigos y amigas que cogían ese vuelo...

Lo siento mucho por las víctimas, son para mí los extraños por los que más lo he lamentado personalmente y de corazón en los últimos tiempos.

martes, 5 de abril de 2011

Los hay que nacen con estrella...

Bueno, bueno, bueno, bueno, no sé ni qué deciros. He sido muy reiterativa sobre el hecho de que coger un avión en RDC es como firmar un acuerdo con Monsieur Guillotine, no sé si sabéis que hay unos requisitos para entrar en un aeropuerto europeo y la mayoría de compañías africanas está en la lista negra (supongo que por la cantidad de cajas negras, que por cierto, son naranjas, que han tenido que abrir estas compañías, perdón, chiste negro).

Ayer se estrelló otro avión en el aeropuerto de N’djili, pero esta vez era uno de Naciones Unidas! Si recordáis por anteriores entradas, son los vuelos que ponen a disposición de cooperantes que tengan que moverse en el país (al margen de su propio personal claro), hay un vuelo de MONUSCO, que es el artista antes conocido como MONUC y otro de PAM (Programa Mundial de Alimentos en sus siglas en francés) para personal de PAM y de MONUSCO, resto de Naciones Unidas, Agencias de Cooperación Bilateral y ONG acreditadas, en este orden. En resumen, mucha gente coge estos vuelos. En el número de víctimas, la prensa no se pone de acuerdo, van entre seis y dieciséis según informaciones, en cualquier caso, no pinta nada bien…

La noticia de Radio Okapi, la radio creada por la MONUSCO cuando se llamaba MONUC.

domingo, 3 de abril de 2011

Me equivoqué

He tomado una decisión. He estado equivocada en la vida hasta ahora. Estudié Trabajo Social y orienté mis prácticas profesionales de último año al trabajo en una ONG de Desarrollo. Hice un voluntariado en terreno y luego conseguí una beca en otra ONG de Desarrollo, trabajé en ella tres años, mientras me formaba y hacía diversos cursos de cooperación al desarrollo y perfeccionaba mi francés, tratando de no olvidar el inglés que ya sabía. A día de hoy llevo casi tres años trabajando en terreno entre dos países africanos francófonos (o que lo fueron en su día) y mientras tanto me he sacado un postgrado en gestión del ciclo del proyecto mientras sigo estudiando otro postgrado de acción humanitaria y hago otros diversos cursos, no me vaya a aburrir. Pero he hecho el primo. Esto no es lo que yo quería.

He decidido que quiero ser periodista. Pero de las buenas, de esas que salen en la tele. Pero no quiero estudiar, quiero hacerlo bien. Así que he decidido que me voy a acostar con Atoñito el Torero y ese día, se me va a olvidar tomar la píldora, y voy a tener una hija, y la voy a llamar Ainhoita, o Conchin, que es un nombre muy televisivo. Voy a contar de esa noche en las televisiones hasta la marca de la píldora que se me olvidó tomar y voy a arruinarle la vida al torero, que además está casado, porque mi fama lo vale. Pensaréis que soy una mala pécora y que eso no está bien, pero os equivocáis, porque el país entero tendrá la tele encendida todos los días para verme, y me adorarán, aunque ejerza mi inestimable labor como periodista con los ojos inyectados en sangre o incluso aunque se me ocurra llegar al plató en pleno viaje de crac, a la gente le va a dar igual, porque entenderán mi sufrimiento.

Bueno, pues cuando ya sea famosa y salga por la tele y la gente me adore, quizá y sólo quizá vuelva al mundo de la cooperación, quién sabe, quizá me den alguna plaza en alguna OTC de la AECID perdida por ahí...

domingo, 27 de marzo de 2011

Seguimos...

La RDC ha roto las relaciones internacionales con la República del Congo (Brazzaville) porque creen que el ataque al presi estaba orquestado por Munene desde allí.

La noticia aquí.

viernes, 25 de marzo de 2011

Accidentes aéreos

Ay, ay, ay, ay !!!! Accidentes aéreos, pero qué mal fario, qué recuerdos de aquellas turbulencias sobre el Kasai Oriental y el amigo sentado al lado mío usándome de posa manos guion rosario guion lecho de muerte mientras caíamos al vacío…

Pues ha habido un accidente en Congo (Congo, República del), es decir, el país antes conocido como Congo Brazzaville o Congo francés, que no belga. Brazzaville es la ciudad que desde la Avenida de los Embajadores en Kinshasa, se ve al otro lado del rio Congo y de la que no he colgado ninguna foto a pesar de lo bonito que es, porque al margen de que en el Congo, como ya sabéis, está prohibido sacar fotos, eso es territorio fronterizo y está lleno de militares, que eso si, si negocias al módico precio de 100 dólares, es probable que te dejen sacar la instantánea, pero claro, vosotros me diréis si el atardecer sobre el rio Congo con vistas a Brazza cuesta 100 pavos. Tan amante de la fotografía no soy.

Os pongo el link a la noticia, 23 personas han fallecido y otras 18 están heridas.

lunes, 21 de marzo de 2011

viernes, 18 de marzo de 2011

St Patrick's Day en Kigali

Ayer fue St Patrick’s Day. 17 de marzo, fecha en la que murió el susodicho. Os lo creáis o no en Kigali se celebra. En Kin, unos cuantos irlandeses de Trocaire y Concern se juntan y hacen una cena a la que invitan a unos cuantos amigos (yo fui porque si recordáis, mi compi era irlandesa), y se juntan un montón, pero es a lo “yo me lo guiso, yo me lo como”. En Kigali, es todavía más bestia, los bares organizan la celebración, prometen tener Guiness en draught que luego no tienen, música irlandesa que luego no tienen y cerveza fría que luego no tienen. Pero aun así, los bares están llenos. Como curiosidad os diré que ayer fue el cincuentenario de la reunificación italiana y también lo celebraron los italianos en el restaurante italiano por antonomasia…

En fin, a lo que íbamos. Si no es sorprendente que los bares de Kigali celebren St Patrick’s Day de mutu propio, lo más increíble es que probablemente ayer en aquel bar, que estaba a reventar de gente, había un solo irlandés, y estábamos con él. Así que de dónde viene esta tradición en esta pequeña ciudad del este de África? Porque me perdonaréis, pero a un ruandés que tiene un bar, la inspiración de celebrar la fiesta nacional irlandesa no le viene un día entre Primus y Primus, así que alguien lo ha tenido que instaurar y no parecen haber sido los irlandeses, digo yo que será cosa de los americanos, dentro de poco nos tiñen el lago Kivu de verde, como en Chicago.


martes, 15 de marzo de 2011

Yo soy rebelde porque el mundo me ha hecho así

Vale, tengo remordimientos. Lo voy a poner públicamente en el blog para que me llaméis chunga y tengáis razón. Bien, al grano. Me he apuntado a un gimnasio en el hotel más lujoso de Kigali. Abono de tres meses, pago un pastón. A cambio tengo gimnasio con todos los aparatos imaginables desde los que puedes ver dos teles de plasma, un vestuario con sauna, jacuzzi y sala de vapor, piscina y un zumo natural cada vez que vas. He entrado al gimnasio un día, eso sí, he ido a la piscina cuatro veces por semana. Es decir, amortizándolo, sí que estoy. Me convenció una amiga, y lo vi como una excusa para vernos entre semana y hacer algo de deporte, la realidad es que no me he cruzado con ella ni un solo día de momento, y me hago mis preguntas de si está bien o no. Me cuestiono si debería gastarme el dinero en eso o no. Tengo claro que yo no lo hubiera hecho por mí misma, pero, está bien que una cooperante sea socia de la piscina más cara de la ciudad?

Antes de responder a esta pregunta, iré a otras que ya he puesto en el blog con anterioridad: qué hacemos los cooperantes aquí, viviendo en casas enormes que no nos podríamos permitir en Europa, con sueldazos, con cochazos (me disculpareis en esta pero excepto lo del cochazo, -porque la Toyota Hilux mola un huevo-, el resto no se cumple estrictamente con mm, dignidad sí, pero sueldazo, tampoco…).

No sé si os lo he contado o no (estoy como una abuelica ya), pero me contó una amiga en kin que los cooperantes en África se dividen en tres categorías, las tres M (missionary, mercenary y misfit) es decir, misionero, mercenario e inadaptado (creo que he hecho una traducción un poco macarrónica). Lo que viene a decir es que cuando llegas a África, eres un idealista, estás dispuesto a ser voluntario, a trabajar gratis, no importa el destino ni las condiciones, todo lo haces por valores, convicción de salvar el mundo e idealismo. Tras cinco años, comienzas a ser mercenario, te importa tu carrera y ascender, no vas a cualquier destino, no en cualquier condición, exiges que te paguen más, porque ya tienes un estatus y una experiencia…Tras doce años llevas toda tu vida adulta y laboral en África, cobras una pasta y tienes una calidad de vida a la que tendrías que renunciar si regresaras a Europa, sin embargo, no perteneces a ningún sitio e intentas volver, pero no puedes, porque de cobrar 3000 euros al mes no puedes pasar a cobrar 1000 y en los puestos en los que puedes cobrar más, no te cogen, porque piensan que estas sobrecualificado para el puesto, que te va a aburrir y que te vas a marchar, así que te tienes que quedar en África porque no tienes opción, pero te has convertido en un “misfit”.

Bueno, os cuento todo esto porque hay mucha gente que cuestiona la cooperación y la figura de los cooperantes como impositores del sistema del norte. En cierto modo, estoy de acuerdo, como siempre, con matices.

El eterno debate de la cooperación en África, el negocio de la ayuda y la frase de hoy de mi calendario de Benedetti que comparto con algunos de vosotros cada día: « con todos sus laureles el norte es el que ordena, que todo el mundo sepa que el sur también existe ».  -Voilà l’existencialisme, como me decía mi amigo Albert (está empeñado en hacer una rumba congoleña con todas las frases que pongo cada mañana y me exige la traducción al francés).

La cuestión es que normalmente no suelo entrar en cuestiones de crítica fácil, soy una rebelde (bueno, eso es lo que me decían mis padres cuando me castigaban y aun así salía) y estoy en contra de muchas de las premisas que se difunden también desde las ong. No creo que las ong tengamos la razón en todo como para saber cómo educar a los demás en conductas de consumo, economía internacional o movimientos contrasistema. En realidad creo que no tenemos ni puta idea de que pasaría si la gente siguiera en masa los consejos que damos. Quizá fuera catastrófico. Quizá fuera peor el remedio que la enfermedad. De hecho, si lo sometemos a estadística, seguramente no tendríamos razón, porque las ong hasta ahora, nos hemos equivocado siempre, la cooperación hasta ahora se ha construido a base de ensayo y error.

Pero volvamos a mis conductas de consumo, qué está bien y qué está mal…es una barrera fina, comprar ropa de marca está mal y los oenegeros lo criticamos mucho, el consumismo y el capitalismo y la globalización y todo eso, pero luego nos vamos de vacaciones a Perú, porque tenemos amigos allí de nuestro voluntariado de quince días en Trujillo, y nos gastamos 1500 euros solo en el vuelo, visita de dos días a la casa pobre de los colegas y el resto Machu Pichu, porque claro, también hay que descansar. Con lo cual, qué es peor, que me compre un Levi’s que ha sido fabricado por niños vietnamitas o que para mi ocio destroce el medioambiente con el queroseno del avión de Iberia? Es difícil responder, no? Para mí lo es, porque esa actitud mojigata oenegera me molesta. Por supuesto que el consumismo es insostenible y por supuesto que una sociedad cuya bandera es Paris Hilton está podrida. Pero quién es coherente hasta las últimas consecuencias? Por qué una persona, incoherente como lo somos todos, solo por trabajar en una ong y haber desarrollado un slogan facilón se cree con el derecho de dar lecciones de vida a otra persona incoherente?

Conclusión: creo que la gente no es imbécil, que cada cual es producto de su tiempo y de sus circunstancias, que comprarte una camiseta cara no hace daño a nadie si eso es lo que te apetece y que cada cual se otorga sus lujos, siempre que compenses la balanza de lo que es lógico. Si pides un crédito para irte de vacaciones probablemente eres gilipollas pero de esos el mundo está lleno. Quizá las ong debamos meternos más con quienes sustentan este sistema, a saber, los bancos y los amigos de Davos, pero en lugar de eso, concurrimos a convocatorias de cooperación de esos bancos y nos amedrentamos si recibimos mucho dinero de la AECID a la hora de hacerle una crítica al Gobierno Español, no vaya a ser que se tomen represalias en la siguiente convocatoria y se nos caiga el chiringuito, con lo cual, si nosotros somos los primeros incoherentes, dejemos al ciudadano en paz, porque no estamos para moralinas.

Para terminar, sí, creo que está mal que una cooperante vaya a la piscina más cara de la ciudad, pero forma parte de mis incoherencias y seguramente no me hubiera comido tanto el coco en Vitoria si me hubiera gastado la misma pasta para ir al concierto de los Rolling Stones o algo así, de modo que acepto que las incoherencias son las que nos hacen humanos y desde luego, no tengo ninguna gana de dar lecciones a nadie sobre conductas de consumo sostenibles, porque no tengo ni puta idea de cuales serían esas conductas. Como oenegera os lo digo.